domingo, 10 de enero de 2010

La primera foto que subo al blog este año y también al grupo “Proyecto Integrado” en Flickr es la de personas, una de las tres que nos mandó Miguel Roa como tarea para estas vacaciones de Navidad.
Me ha costado decidir cuál subir porque no suelo hacer fotos a personas, aunque después me gusten más que ningún otro tipo de foto, simplemente porque al mirarlas transmiten mucho, ya sea vida, sentimientos, lo que sea. Es muy agradable mirar un retrato y preguntarte en qué momento se hizo y qué se le pasaba por la cabeza a la víctima de nuestras cámaras.
El día que tomé esta foto hice muchas más, pero la que más me llamó fue esta por la expresión de la chica, como atenta y observadora. Además me gusta el fondo colorido que nos indica un lugar divertido, como es un parque.
En blanco y negro también me gustaba y se aprecia igual de bien la expresión que nos transmite, pero el color que tiene la foto le proporciona mucha alegría y no quise que eso faltara.
La situación de la chica corresponde a la regla de los tercios y el macro me ha servido para enfocar aquello que cobra interés y dejar el fondo como segundo tema, que también es importante, como expliqué antes, porque nos indica el lugar y la alegría.



La siguiente que os muestro es la de paisaje. Aquí sí que me resultó difícil y tuve que proponerme seriamente hacer una foto de tal modo. Las que hacía por puro gusto no me daban resultados mejores que este.
Miguel nos recomendó que buscáramos un punto de interés en la foto para que no quedara sosa. Este problema suele ser común en las fotos de este tipo. Sin embargo, cuando el lugar fotografiado es sorprendente por sus características no hace falta añadir ningún punto de interés.
Ninguno de los paisajes que me rodeaban me parecía demasiado especial y me esforcé ese punto. Finalmente, y también de modo casual, mientras hacía la foto mi perro se coló en la foto para darle algo más de sentido.
Los aspectos técnicos a destacar son el ritmo, que se aprecia en la repetición de árboles y bancos; y la regla de los tercios. El punto de fuga que nos indica el camino se sitúa según la regla de los tercios, aproximadamente.



Por último os dejo la foto de animales. Empecé con el trabajo haciendo caso a los gatos o perros, es decir, animales grandes, pero ninguno daba la talla.
Así de casualidad mi hermana encontró esta mariquita amarilla, que pocas veces había visto de este color y empecé a juguetear con ella.
En un principio la puse en mis manos pero las fotos no eran lo que yo esperaba. Se me ocurrió que en una hoja de un verde intenso su color se potenciaría.
No sé si realmente conseguí mi propósito. Cuando la pasé al ordenador le aumenté el contraste y la saturación, para que el principal atractivo de la foto fuera su color llamativo.
El resultado me gustó. Creo que con un objetivo más adecuado hubiera enfocado mejor a la mariquita, que se encuentra en un tercio de la foto. El fondo verde y la posición de las hojas le dan un toque especial a la foto, a mí al menos me gusta la composición en general.

No hay comentarios:

Publicar un comentario